«God damn you, Lezo!»

20.05.2019

«God damn you, Lezo! (¡Que Dios te maldiga Lezo!)», fueron las palabras del almirante de la armada británica Edward Vernon para Don Blas de Lezo y Olavarrieta, quien fue y será el teniente general más importante de la armada española, y quien le sugirió al almirante inglés que... «Para venir a Cartagena es necesario que el rey de Inglaterra construya otra escuadra mayor, porque esta solo ha quedado para conducir carbón de Irlanda a Londres»

Estas palabras fueron dichas, tras su derrota naval el 20 de mayo de 1741 frente a las costas de la ciudad colombiana de Cartagena de Indias, donde los ingleses obtuvieron una de sus mayores y más humillantes derrotas militares de la historia de ultramar, en su intento de conquistar el Castillo San Felipe de Barajas, una fortificación defendida del asedio ingles desde el 13 de Marzo de 1741 con tan solo 3600 hombres y 6 buques, frente a 27.000 soldados, 186 buques y 2000 cañones del imperio británico, quienes en su retirada tuvieron que incendiar 5 de sus naves por falta de tripulación.

Para entender la razón de este asedio, hay que remontarse algunos años atrás, donde en 1731 el pirata y marino inglés Robert Jenkins, fue pillado in fraganti por el guardacostas español Julio León Fandiño, quien a modo de escarmiento le cortó una oreja al pirata ingles, y le dijo: "Ve y dile a tu rey que lo mismo le haré si a lo mismo se atreve". Fandiño requisó la mercancía y se hizo con la propiedad de la nave, debido a que el pirata no cumplió las normas del asiento, que era un contrato por el que la monarquía española autorizaba a la Compañía del Mar del Sur británica a trasladar a América casi 5.000 esclavos cada año, junto con mercancías supuestamente necesarias para mantenerlos. El contrato caducaba en 1744 y el rey de España había declarado que no lo renovaría, lo que suponía un grave perjuicio para los comerciantes británicos, siendo por tanto la guerra de la Oreja de Jenkins, denominada así por los historiadores británicos o también guerra del asiento, este fue el desencadenante y justificación para el asedio por parte de Edward Vernon.

Alonso de Ojeda, fue el primer español que llegó a las costas de la península de La Guajira en el cabo de la Vela, lo que desde 1717 hasta 1819 se denominó como Virreinato de Nueva Granada, actual Colombia.

Esta zona era esencial para el comercio mundial, y el dominio de ella era más que importante, dado que la situación geo-estrátegica, era más que privilegiada frente a otras, controlando el océano Pacífico y Atlántico, por medio del puerto de Portobelo, actual Panamá.

En la ciudad de la costa caribeña colombiana, se celebra cada 11 de Noviembre desde 1934 (en honor al día que comenzó la independencia del Reino de España en 1811) en el auditorio Getsemaní del Centro de Convenciones Julio César Turbay Ayala, (en memoria del diplomático y político colombiano, que llegó a ser el 51º Presidente de la República) el festival de belleza para elegir a la mujer más bella de Colombia, por lo que puedes encontrarte tal vez a las mujeres mas bellas del mundo,"bajando la ladera, viéndolas a lo lejos, por el camino que vienen bailando, arrastrando la sandalia y la polvareda van levantando, moviendo las cinturas y las caderas como ninguna y es que tienen la piel morena, sonrisa clara, color de luna, tienen cosas de blanca tienen cosas de negra tienen cosas de india, bonita mezcla que da esta tierra..." lo que se denomina como la 7ª raza, la mezcla de blanca, la negra, y la india.

Misma razón por la que un tal Pedro de Heredia, quedó prendido y enamorado de una india bellísima de nombre Catalina, quien tal vez sea una de las mujeres más importantes para la historia de España y Latinoamérica, debido a que esta fue una "pacificadora" y traductora entre las tribus indígenas, ayudando en las relaciones entre los pueblos indigenas y los españoles.

¿Qué poder puede llegar a tener una mujer, para enamorar y seducir a un hombre?

La respuesta es demasiado, ya que por amor y en recuerdo de su amada, en 1533 decidió que el nombre de Cartagena, (debido a la a la similitud de la bahía con la de la ciudad del Levante español) quien fue dado anteriormente por Don Juan de la Cosa, (cartógrafo cántabro, que en 1500 en elaboró la famosa "carta de Juan de la Cosa" siendo el primer mapamundi donde se representa continente americano) tenia que acompañarle de Indias en honor a su amada Catalina, según consta en una Probanza del Alguacil de Cartagena en 1535, Álvaro de Torres, documento transcrito desde el Archivo General de Indias.

La ciudad de Cartagena de Indias, es reconocida belleza arquitectónica, su turismo y cultura, y su «Ciudad Amurallada» fue declarada Patrimonio Nacional de Colombia en 1959 y de la Humanidad por la UNESCO en 1984.

A mi amigo Sebastian y su familia que me hablaron de ella, a Carlos Gómez Santamaría que consiguió que me enamorara de su historia y a Pilar del Moral, que me lo enseñó todo.